Para que no me extrañen...

jueves, noviembre 29, 2007

Reflexiones a punto de mandar todo a la chingada

Es por eso que no he escrito nada en un mes: chamba chamba chamba. Lo pero es que es chamba con unos pinches pendejos, en una escuela patito, y todo mi talento y conocimientos desperdiciados, necesito una chamba nueva y mejor, lejos de pinches piojosos idiotas.

Ya podré regresar y todos seremos felices, mientras tanto me cago en la ostia.

Hasta luego.

No hay comentarios.: